Publicidad

Hasta seis incidencias han tenido que atender los Bomberos de Almuñécar en las últimas horas por caídas de árboles y rocas.

Los bomberos y personal de mantenimiento tuvieron el sábado un intenso día de trabajo.
Desde primera hora de la mañana y hasta la media noche los Bomberos de Almuñécar atendieron hasta media docena de incidencias en distintas vías del municipio sexitano.

La lluvia y el viento, con algunas rachas fuertes, provocaron caídas de grandes ramas de un eucalipto árboles en la Carretera de la Cabra, (A-4050) a su paso por Torrecuevas.

Otro árbol grande cayó en la urbanización Las Palomas (Cerro Gordo) y ya entrada la noche en los accesos al Pago de Río Seco, donde tuvieron que emplearse durante casi tres horas el retén de guardia.

Cuando apenas habían llegado de nuevo al Parque de Bomberos, fueron requeridos los servicios para apartar unas rocas de grandes dimensiones que cayeron en la zona de la Loma del Gato, según informó un portavoz de los bomberos sexitanos.

El resto de actuaciones fueron de menor importancia y tuvieron como escenario el centro urbano en la retirada de cornisas.

Por ahora seguimos en alerta amarilla por viento hasta el domingo al mediodía, que empezará a remitir. Las temperaturas seguirán similares y bajaran un poco para la entrada del nuevo año, según informa la AEMET.

Galería Fotográfica de la noticia 4

Más noticias de Almuñécar