Publicidad

El Ayuntamiento de Motril expresa el respaldo de todo el municipio hacia las reivindicaciones de sus agricultores

La alcaldesa y varios miembros de su equipo de gobierno han arropado hoy a los productores motrileños en la multitudinaria concentración

El campo granadino en general y el de la Costa Tropical, en particular, ha alzado hoy la voz de manera firme, contundente y rotunda. Y cuando todos los factores parecen conjugarse para asfixiar a los agricultores.

La alcaldesa de Motril, Luisa María García Chamorro, ha vuelto a ser tajante: “es hora de que toda la sociedad y, por supuesto, sus representantes políticos estemos a la altura y defendamos a nuestros productores porque ellos son la base de todo el sector”. De hecho, la primera autoridad motrileña, que ha participado en la manifestación, desde primera hora junto al teniente de alcalde de Agricultura, Antonio Escámez y la presidenta de la ELA Carchuna-Calahonda y teniente de alcalde, Concepción Abarca, lleva años insistiendo en lo que se asume como un lema local: “Motril irá mal si la agricultura va mal”, algo sobre lo que ya advirtió, durante la pasada navidad, como un presagio de la actual deriva sin rumbo del sector agrícola costero, “siempre por causas totalmente ajenas al trabajo intenso, mal pagado y sufrido de los agricultores y agricultoras de la zona”.

García Chamorro considera “una prueba de la entereza y fortaleza de los productores” el enfrentarse a una política de precios arrastrada y ya endémica que ha condenado al sector; a la permisividad de las exportaciones de terceros países y al problema que está viviendo la Costa de Granada con el inexplicable retraso, de años, de las canalizaciones de la presa de Rules. De hecho, la primera edil motrileña ha valorado de manera extraordinaria la presencia de los representantes municipales de los municipios del litoral “porque nuestra unión es ahora crucial y determinante para hacer presión y defender, de verdad, a quienes sustentan el principal sector productivo de toda la Costa Tropical”, añade la alcaldesa, quien añadió que el Ayuntamiento de Motril no sólo es consciente, “sino tremendamente sensible hacia la agricultura”, lo que ha implicado que el consistorio “tenga sus deberes bien hechos” en todo cuanto pueda beneficiar al sector, como el expediente de ampliación de la zona cultivable, que va a ser una realidad o la constante presión al Gobierno de España para que impulse las conducciones de Rules, “pero esto no servirá de nada si los precios siguen hundidos para los productores y esto necesita ser resuelto y ya”.

El teniente de alcalde de Agricultura, Antonio Escámez, es muy claro al respecto: “somos un municipio de clara vocación agrícola y económicamente dependiente de este sector”; de la misma forma que ensalzó el trabajo de los agricultores y agricultoras de toda la comarca “porque son los que han construido el presente y el modelo económico de Motril. Siempre hemos estado con ellos y ahora necesitan que los defendamos dando la cara y con decisión”, manifestó el teniente de alcalde.

Por su parte, la presidenta de la ELA Carchuna-Calahonda, Concepción Abarca, dijo sentirse “muy preocupada porque la agricultura es el sustento de cientos de familias en todo el municipio y la situación actual está creando un problema económico muy serio”. Una zona, precisamente, como Carchuna y Calahonda totalmente amparada en el campo como sustento principal de la población.

Miles de personas han participado hoy en la capital granadina en una concentración que ha rebasado todas las previsiones, que ha colapsado una amplia zona del área metropolitana y que ha demostrado que el campo, los agricultores y sus representantes públicos van de la mano en una gigantesca y múltiple reivindicación.

Más noticias de Motril